La Seb ofrece

Asesoramiento

Capacitación

Consultorías

 

 

 

 

 

 

What is the Ecuadorian Society of Bioethics? 

 

The Ecuadorian Society of Bioethics – SEB – was founded in Quito  in 2003 as a non-profit organization.  Its creation was motivated in part by its interest in the diversity of  various actors in civil society organizations and a desire to provide a place for dialogue and multiculturalism to address the conflicts that confront humanity as a whole such as globalization, the development of medico-biological research, biotechnology and data processing as well as a concern for human rights abuses, the destruction of our living planet, conflicts that put in danger the survival of all species, the rights and obligations of individuals, sustainable development,  social justice, equality and protection for of all forms of life. 

 

Considerations that affect all countries and the world’s populations are gaining in importance each day as they impact decision-making in scientific, cultural, social, economic, political, and scientific fields.   Ecuador cannot remain on the sidelines as citizens become more aware and demand that their rights be protected.  It was within this context that the Ecuadorian Society of Bioethics (SEB) was established with a national management structure that over the years has included a collection of agreements and partnerships with important national and international organizations. 

 


 

¿Qué es la Sociedad Ecuatoriana de Bioética?

La Sociedad Ecuatoriana de Bioética -SEB- nace en Quito, en el año 2003, motivada por una parte por el interés de diversos actores de la sociedad civil por generar un espacio de diálogo amplio y pluralista para tratar los conflictos que confronta la humanidad con la globalización, el desarrollo de la investigación médico-biológica, la biotecnología y la informática;  preocupada por el atropello a los derechos humanos y a la depredación del bioambiente, los conflictos que ponen en peligro la supervivencia de la especie, los derechos y deberes de los individuos, el desarrollo sustentable, la justicia social, la equidad y todas las formas de vida.

Consideraciones que comprometen a todos los estados y población mundial, que cada día, adquieren mayor peso en la toma de importantes decisiones en los ámbitos científicos, políticos, económicos, sociales, culturales y humanos.  Ecuador no puede permanecer al margen del despertar de una participación ciudadana en demanda de la atención a sus derechos.  En este marco, surgió la SEB con una gestión nacional que incluye a lo largo de estos años una ser de convenios y alianzas con importantes institucionales nacionales y extranjeras.

 

 

DECISIONES EN PEDIATRIA

 

 

Autor: Jorge Pizarro. M.D. Pediatra

 

 

INTRODUCCIÓN

            Es un tema controvertido, donde el médico afronta dilemas desde el punto de vista biologicista y  humanista.

La  medicina en estos últimos años ha alcanzado un avance científico, que diariamente y de una manera abrumadora, ha permitido utilizar en el campo  tecnológico, recursos que paralelamente a nuestra práctica clínica y en forma indiscutible, han beneficiado al paciente  en cuanto a prevención,  diagnóstico y tratamiento.

Pero no es  menos real que el médico se ha transformado en un “elemento frío”, que en forma paulatina no solo ha ido olvidando el sentimiento humanitario, sino también ha ido  desvirtuando el objetivo de esta noble profesión, en la cual, no solo la atención biologicista del ser humano es importante, sino también el altruismo y desprendimiento con el que tenemos que atender a  nuestros pacientes.

La historia de la medicina está ligada a través del tiempo con la historia del hombre  y al servicio del hombre.

El ser humano posee un cuerpo y un psiquismo,  íntimamente ligados.

            Albert Schweitzer, considera que: “la medicina no solo es una ciencia, sino también el  arte de permitir a nuestra individualidad de interactuar con la individualidad del paciente”

Dentro del quehacer médico, la ESPECIALIZACION,  ha traído la división del trabajo, lo que lleva a pensar que el especialista pretende  saber todo, de casi nada.

Francisco Leal Quevedo  establece que:

 “El paciente es una unidad y es deshumanizante  llegar a saber  solo una parte de ella, como por ejemplo: corazones separados de la cabeza, cuerpos separados del  psiquismo de su entorno material y cultural. Son hechos de nuestra práctica actual”

No es por demás citar algunas de las antropologías filosóficas acerca de la concepción de lo que es el cuerpo.

-          Cárcel del alma              (PLATON)

-          Materia para el alma (ARISTOTELES)

-          Templo del espíritu (CRISTIANISMO) San Pablo.

-          Máquina que puede ser desarmada o armada (DESCARTES Y GALILEO)

-          El cuerpo es nuestra forma de estar en el mundo  (SARTRE)

Pero podemos aseverar  que el cuerpo nos pone en contacto con el mundo que nos rodea. El cuerpo está en unión con un psiquismo que está inmerso en lo cultural y social.

Lo que nos lleva a la conclusión,  que el médico sea capaz de ver al otro que nos pide ayuda como persona, lo que debe ser  el pilar de la conducta medica, pues: “el hombre es un fin en sí mismo y no debe ser tratado como un medio” (INMANUEL KANT)

Las cosas tienen un precio, el ser humano tiene dignidad. Lo que está ligado con el principio de la AUTONOMIA.

El juramento hipocrático cuyo objetivo es buscar el provecho del enfermo,  estaría en relación con el principio de la beneficencia.

La Declaración de Ginebra, declara que “La salud del enfermo es la primera preocupación”

El deber del médico debe estar  regido a  la primera premisa de no hacer daño. Concretamente no matar, no incapacitar, ni causar dolor.

“El médico debe realizar actos con conocimiento  de causa, siempre buscando el bien de las personas.” Postulados de Diego Gracia.

Me atrevo a resumir la concepción hipocrática “que los médicos que solo hablan de medicina, ni de medicina saben. En tanto que los médicos que filosofan, se asemejan a los Dioses”.

 

CONSIDERACIONES SOBRE LA VIDA Y LA MUERTE

 

Debemos preguntarnos:   ¿Qué es la vida?,  ¿Desde cuándo comienza? Son estas  algunas interrogantes   que nos llevan a analizarlas desde los  aspectos éticos y filosóficos.

 

 Así, la Iglesia Católica defiende la vida y la identidad del embrión, es decir desde la concepción y desde ya, se debe reconocer “el derecho de todo ser humano inocente a la vida”. Tesis que está relacionada con las doctrinas preformistas.

El problema surge en la definición del concepto de PERSONA,  ALMA, INDIVIDUO y SUJETO. Refiriéndose al ser humano cuando ARISTÓTELES habla del  alma (DE ANIMA Y DE MEMORIA ET REMINICENTIA). Vinculaba  la dimensión física e intelectual del hombre.

Para DESCARTES,  entre RES COGITANS y RES EXTENZA, inauguró la moderna dicotomía entre la mente y el cuerpo.

Finalmente, y bajo mi punto de vista, considero a la vida como  el despertar de un nuevo día, cuando los rayos  del sol resplandecen en mis pupilas.  El canto de los pájaros son notas que alegran nuestros oídos.

El verdor del campo, el colorido de las flores y el olor a la tierra. Cuando el crepúsculo de la noche se ilumina con la luna y las estrellas.

La vida es  vida, cuando amamos y nos sentimos amados. Y es allí, que podemos decir que estamos vivos.

 

                                                       LA MUERTE

INTRODUCCIÓN

            La muerte,  ha sido abordada en la historia de la humanidad por innumerables disciplinas, que en su conjunto se han de considerar como el finalizar de la vida.

En las culturas primitivas se encontraba  sobrenatural la explicación de estos hechos. A  diferencia  de la filosofía griega, que conceptualizaba como fenómenos naturales  y se explicaban estos hechos por  la existencia de tres espíritus:

-Espíritu natural,  sede de las funciones naturales o vegetativas como la reproducción, el crecimiento y la nutrición.

-Espíritu vital como el pulso y la respiración.

-Espíritu intelectivo como el pensamiento y la voluntad.

La muerte constituía en la pérdida del espíritu  vital, tomando en cuenta al  corazón y la respiración. Los conceptos han sido usados hasta el momento actual de forma tradicional,  para definir  la muerte.

Con la evolución de la tecnología, que suple las funciones respiratoria y cardiaca. Se considera muerte cuando la actividad cerebral ha desaparecido de forma irreversible (muerte del sistema nervioso central). Estos pacientes tenían un bloqueo de la circulación al sistema nervioso central, aumento de presión intracraneal por tiempo prolongado mayor;  que la presión arterial sistémica (Decapitación Fisiológica).

En 1968, J.A.M.A. La revista de la ASOCIACIÓN MEDICA AMERICANA; definió la muerte encefálica como la muerte del individuo.  Pacientes con lesiones intracraneales irreparables bien documentadas. El daño irreversible del sistema nervioso central, significará  el momento del no retorno.

 (Mohanday y Chow), en 1971,  consideran la muerte encefálica  como la muerte del tronco cerebral exclusivamente.

Hay otros criterios como:

-       El  criterio de muerte encefálica.

-       El criterio de todo el encéfalo.

-       El criterio del encéfalo como un todo.

CALIXTO MACHADO, “habla como función insustituible para el ser humano; el contenido de la conciencia. La sociedad no está preparada para la definición  de muerte, basada en la ausencia irreversible  del contenido de la conciencia”.

Para Diego Gracia: “La muerte no es un hecho natural, ya que siempre está mediatizada por la cultura. No hay muerte natural, toda muerte es cultural”

 

CONSIDERACIONES CON RESPECTO

A LA ATENCIÓN PEDIÁTRICA

El concepto de la atención pediátrica  no es limitado a la atención desde el período neonatal, sino que el avance  de las ciencias han pasado de conocer y establecer acciones médicas desde el período prenatal, que a su vez, presenta retos por situaciones ético- legales, las cuales implican  el hecho de  que el niño no tiene la capacidad de tomar decisiones y su dependencia  de terceros es absoluta.

Podemos deducir de estas afirmaciones que:

-       Pacientes feto-neonatos, no tienen capacidad de decidir sobre su propio bienestar. Los pacientes están bajo el cuidado de sus padres, cuya autoridad moral y legal no es absoluta. Habiendo a su vez, influencia del entorno familiar.

-       Puede  haber ambigüedad respecto al paciente: ¿Primero el feto o la madre?

            Pero la ética prenatal es tratar al feto como paciente.  Con todos sus derechos, independientemente de la madre.

El feto se encuentra en el inicio de la vida y es imposible determinar sus valores  futuros y las condiciones médicas que se presentaran.

La perinatología moderna, es capaz de identificar fetopatías y la aplicación de pruebas genéticas en embriones y fetos frente a  enfermedades genéticas,  anomalías cromosómicas, enfermedades homocigóticas, anomalías multipolares, que pueden llevar a interrumpir el embarazo.

 Ante la detección  de alteraciones previamente enunciadas. Es deber del médico,  dar  la información respectiva a los padres.  Además, se debe tomar en cuenta tres términos cruciales:

1) Fuerte probabilidad.

2) Carácter incurable.

3) Gravedad de la afección, que es la evaluación  pronosticada  de la patología y sus consecuencias.

Debe haber acuerdo  entre los progenitores y el médico.

 

                                        PERIODO PRENATAL

El promover  el nacimiento de un niño prematuro, y  las acciones a tomar durante los primeros minutos de vida o que el niño sea gravemente malformado, son decisiones médicas, las cuales deben ser valoradas exhaustivamente.

La decisión  de extraer por cesárea fetos de 27 a  31 semanas de amenorrea;  pero cuya vida se encuentra amenazada  in útero por patologías feto materno placentarias, pueden presentar otro tipo de patologías consecuentes a su inmadurez. Si bien es cierto, tenemos a mano surfactante pulmonar y respiradores a presión positiva.

 

PERIODO NEONATAL

En el Período Neonatal pueden  presentarse patologías durante la primera semana, las cuales, obligan  a tomar  decisiones  médicas como procedimientos  de abstención, suspensión de terapia   o en los niños que se ha requerido reanimación neonatal, que si bien fue eficaz, tiene sus límites.

Aquí tenemos que tomar en cuenta ciertos hechos en relación a este dilema médico.

1) Expediente médico, previo y documentado

2) Si el niño no se beneficia  del cuidado intensivo puede abstenerse a futuro de este cuidado.

3) La decisión concierne a todo cuidado intensivo, solo manteniendo medicación sedante y analgésica, sabiendo que anula todo  posibilidad de sobrevivencia.

En resumen,  la decisión vital debe estar acorde con la coherencia metodológica de intención, respeto a la pluralidad de convicción social,  tomando en cuenta que el niño  es el centro del debate de las decisiones  de los padres, del médico y personal paramédico.

Los médicos tienden a tomar medidas extremas frente al niño en etapa terminal. Sin poder predecir la calidad de vida a futuro que tendrá el niño; con lesiones cerebrales irreversibles, minusvalías graves que  será la carga que deberán afrontar los padres y la sociedad. “Encarnizamiento terapéutico”.

Javier Gafo, biologicista español, hablando de problemas éticos de la neonatología expone diversas estrategias de aproximación en relación a una serie de interrogantes éticos, dentro de la neonatología, los cuales son los siguientes:

1.       ¿Deben ser tratados todos éstos niños?. ¿En caso de éstos niños,cuáles son los criterios que deberían usarse para dicernir los niños a los que deberían aplicarse todos los esfuerzos y recursos de la neonatología?

2.       ¿Quién debe tomar las decisiones sobre los tratamientos que van a utilizarse o la retirada de los mismos?

En las revista Hastings Center Report hace un enfoque a la primera interrogante y presenta tres estrategias de aproximación ante estas situaciones y que están siendo utilizadas.

a)     La Aproximación estadística que se usa en Suecia. No recibe tratamiento especial los niños que tienen determinado perfil estadístico y que muestra que no vayan a beneficiarse de éste. Así, por ejemplo, los niños por debajo de un peso determinado no son sometidos a tratamiento de alta tecnología. No se proporciona ventilación artificial a niños con un peso de menos de 750 gramos. Tiene la dificultad que se centra más en los casos generales que en este caso concreto, lo que conlleva a que mueran niños que pudieran haber sido salvados y tener un desarrollo normal. Es una opción por la calidad de vida de los niños que van a sobrevivir, aunque se pierdan vidas que pudieron haber sido salvadas.

b)     La aproximación de “esperar hasta la casi certeza” ponencia que está siendo utilizada en los Estados Unidos. Se trata todo niño potencialmente viable hasta que exista “casi certeza” que vaya a morir o quedar gravemente invalidado. Los padres podrían optar legítimamente por la finalización del tratamiento.

Ésta estrategia de tratar prácticamente a todos los recién nacidos, si bien es cierto, conduce a que puedan sobrevivir un mayor número de niños, pero por otro lado conlleva que éstos niños sigan viviendo con importantes anomalías.

Los médicos y los padres no se enfrentan con decisiones de no tratamiento con excepción de una situación extrema. No se puede medir el acierto frente a la incertidumbre de la calidad de vida de éstos pacientes.

Por otro lado, los médicos corren el peligro de ser dominados por la tecnología médica y los padres quedan reducidos al papel de meros expectadores.

c)      La aproximación individualizada es utilizada en el Reino Unido. Se comienza a tratar a todo niño pero los padres pueden optar por la finalización del tratamiento, antes de tener una casi certeza de que el niño va a morir o va a quedar seriamente dañado. Es una posición intermedia, no considera ni la muerte ni la existencia de deficiencias que deba evitarse. En la mayoría de los casos, sobreviven niños que van a tener una mala calidad de vida, pero por otro lado mueren niños que pudieron desarrollarse con normalidad.

Éste planteamiento es menos rígido y ofrece una  mayor participación de los padres.

En resumen podríamos decir que la estrategia sueca opta por la calidad versus la cantidad de vida que pueda salvarse. Los estadounidenses se enfocarían la cantidad sobre la calidad y los ingleses un punto intermedio.

 

 

GUÍA BIOÉTICA PARA LA TOMA DE     DECISIONES DEL

 PERSONAL DE SALUD

Horacio García Romero y  Luis Limón Limón, miembros de la Academia Nacional Mexicana de Bioética;  en su Manual de Bioética General proponen una guía metodológica que permita resolver los problemas de bioética.

1) Presentación clara del problema en  cuanto al dilema bioética que se presenta y descripción de lo que se propone resolver en su decisión.

2) Tomar en  cuenta la dignidad de la persona; sujeto al problema que tengamos que resolver y considerar su autonomía.

3) Elementos externos e internos que acompaña a personas involucradas. Condición integral del paciente, física, psicológica y socio económica. Conocer el entorno familiar, calidad y expectativa de vida.

4) Opciones practicas para la solución del problema. Conocer si cuenta con los elementos que cada posibilidad requiere.  Costo beneficio de cada opción. Excluirá juicios sociales, étnicos, económicos y religiosos

5) Prever  tanto en la persona como en la comunidad, consecuencias de aplicar cada una de estas opciones involucradas.

6) Conocer los valores y principios de las personas involucradas.

7) Tener presente las normas legales ya que en ocasiones una norma de jurisprudencia  puede obstaculizar la toma de decisión.

8) Con base a las premisas anteriores, la decisión final y la acción será los que más se acerque a lo bióeticamente correcto y bueno.

 

      


Calle Veracruz 136 y Av. América Quito-Ecuador Telf. y fax 593 2 2449998

Enviar correo electrónico a sociedadbioeticaquito@yahoo.com con preguntas o comentarios sobre este sitio Web.
Copyright © 2008 Sociedad Ecuatorina de Bioética

Las expresiones vertidas en los artículos publicados en www.bioetica.org.ec son de exclusiva responsabilidad de sus autores.